Justin Bieber puso a Twitter en llamas con un mensaje en el que dijo que se retirará del escenario, aunque luego envió otro tuit sembrando dudas, justo cuando su nueva película se estrena en los cines hoy.