“Me hicieron una oferta en Colombia para Playboy y Soho, pero no acepté porque tengo otra mentalidad. No soy de las que dicen: “¡Genial! ¡Vamos a andar en bolas por allí!”.