El expresidente George W. Bush, de 67 años, fue sometido la mañana de este martes a una cirugía en la que le colocaron un stent (una cánula) en el corazón, un día después de que se le detectara un bloqueo en una arteria, informó su oficina.