Los Ángeles se han convertido en la madrugada de este domingo en el epicentro del cine y de la moda. Todo Hollywood ha acudido al Teatro Dolby para presenciar la 90º edición de los Oscars. Una edición marcada por los casos de abusos sexuales que han salido a la luz este año y que han ensombrecido la industria cinematográfica.

Sin embargo, el color negro como reclamo a visibilizar esta denuncia social no ha sido protagonista en la alfombra roja, como en otras ocasiones. En su lugar han brillado azules intensos, rojos y estampados florales. Entre las miles de intérpretes que han desfilado en la ante sala de los Oscar hay diez que tienen todas las papeletas de entrar en los peores looks de la historia de estos premios. Al menos, lo serán de esta edición.

Lindsey Vonn

Lindsey Vonn no ha acabado de convencer con este diseño con tull en el bajo, transparencias en el cuello y flecos en el escote. Una mezcla de tejidos demasiado heterogenia que se da de patadas con la gargantilla de diamantes y piedras preciosas en fucsia.

Kelly Ripa

Esta vez la actriz Kelly Ripa no ha acertado. Con un vestido negro con escote cuadrado y una amplia falda, el look solo presenta un pequeño fallo: el inmenso lazo en fucsia y verde fluor atado en la parte posterior del vestido. Un detalle extravagante que no casa con el resto de la prenda.

Agnes Varda

Agnes Varda puede jactarse de ser una de las peores vestidas de la noche de los Oscar 2018. No existen palabras para describir este disparate en clave de estilo. Estampado floral con rayas rojas y azules y bambas blancas. Pero lo peor de todo el outfit no es ni de lejos, el atuendo, que esta firmado por Gucci. Las gafas a lo Johnn Lennon y el peinado bicolor propio de alguien que no se tiñe las raices desde hace una década son auténticos despropósitos.

Rita Hayek

La diseñadora Rita Hayek ha lucido un diseño bonito aunque demasiado exagerado. El vestido tricolor de Hayek lleva una vertiginosa apertura en la pierna y un escote en V. Sin embargo, hay que reconocer que la capa a conjunto le aporta algo de elegancia y un punto de originalidad al look.

Lois Burwell

Con un collar de perlas, unos guantes negros y un vestido con vuelo de un tono verde pastel, Lois Burwell nos ha transportado con un golpe de mal gusto a los años 50. El estilo vintage es siempre una buena opción sin embargo, la esencia de ese estilo se encuentra en reinventarlo mezclando prendas antiguas con actuales, sin quedarse anclado en el pasado.

Rita Moreno

Al igual que Burwell, Rita Moreno también se ha dejado llevar por la nostalgia, protagonizando así uno de los peores outfits de la noche. La actriz, que ha presentado el premio a mejor película de habla no inglesa, se ha puesto el mismo vestido que llevó cuando ganó en 1962 su Oscar por West Side Story.

Salma Hayek

St Vincent

El vestido, si así se le puede llamar, de St Vincent solo se le puede describir con una palabra: excesivo. La cantante ha optado para la ocasión por un ordinario vestido con una exagerada manga y con escote de corazón. Lo peor del look es sin duda el incomprensible bajo de la prenda.

Andra Day

Nicole Kidman

Que Nicole Kidman se cuele en la lista de peores vestidas es algo insólito. La actriz que siempre ha derrochado elegancia y delicadeza con sus elecciones de vestuario, esta vez, no ha acertado. Kidman ha optado por un diseño en azul brillante con un exagerado escote en corazón y un gran lazo en la parte de la cintura.

Whoopi Goldberg

LAVANGUARDIA