La policía no considera la existencia de algún crimen y sigue abierta la hipótesis de suicidio.

La autoridad forense de la Policía de Londres, informó que han efectuado varias pruebas para determinar las causas de la muerte de la cantante Dolores O’Riordan, líder de The Cranberries, aunque los resultados no se conocerán hasta dentro de unos meses.

Ya también se ha realizado una autopsia del cuerpo de la artista, quien fue hallada sin vida en un hotel de la capital británica donde estaba alojada.

O’Riordan, de 46 años, fue encontrada la mañana del lunes inconsciente en su habitación del hotel, y los servicios médicos verificaron su defunción en el lugar.

La policía señaló que no consideran que la muerte sea sospechosa, lo que significa que no encontraron señales de algún crimen.

Fuente: LaBotana

dolores