Lady Gaga habló por primera vez sobre la lesión de cadera que le hizo pasar por el quirófano y le obligó a poner punto final a su gira mundial The Born This Way Ball.

 “Mi lesión fue en realidad mucho peor que un desgarro. Me había roto la cadera”, sostuvo la cantante según detalla “The Sun”. “Tenía un agujero en la cadera del tamaño de una moneda y el cartílago estaba colgando por el otro lado. Tuve una gran rotura”.

 Conto, además, que de haber continuado con las presentaciones de su gira, habría tenido que necesitar un reemplazo total de cadera.

 Asimismo, destacó el apoyo moral y las innumerables muestras de cariño que recibió de sus seguidores. “Me han dado mucha fuerza hoy. Mientras me llevaban a la operación, pensé en su dolor y perseverancia, en las situaciones familiares de cada uno. Me dije a mí misma “estoy viva, estoy viviendo mi sueño y esto es sólo un bache en el camino”, acotó.

el comercio