Ahora que el cantante está de gira nada le impide a Justin Bieber este divirtiendo a lo máximo. Ya que el cantante está soltero, paso toda una noche en una discoteca de Manchester, en compañía de algunos amigos.

‘Ellos vinieron al hotel como a las 3 de la mañana. Había estado en Sakura toda la noche, así que, obviamente estaban hambrientos. Parecían tener gustos totalmente ordinarios, pidiendo bistec, hamburguesas, papas fritas y postres’, señaló un trabajador del hotel Radisson Blu Edwardian.

Por otro lado, una exclusiva discoteca inglesa prohibió el ingreso de Justin Bieber a sus instalaciones, ya que hace demasiado alboroto con sus bailarines.