La edad y la maternidad están haciendo estragos en Jennifer López. Tras varios años de mantener un físico envidiado por millones de mujeres, la actriz y cantante estadounidense ha dejado ver una terrible celulitis en sus piernas que sorprendió a más de un fanático en Puerto Rico.

JLo se encuentra en la “isla del encanto” para acompañar a su esposo, el cantante Marc Anthony, en una serie de presentaciones.

Ayer, en uno de esos conciertos López se animó a interpretar con su esposo el tema No me ames, que fue coreado por miles de asistentes en el coloso de San Juan. Sin embargo, el detalle de la velada se dio cuando los paparazis fotografiaron la tan odiada “piel de naranja”.